6,00 €

¿Cuál es la leyenda del atrapasueños?

En la lengua Ojibwa, el atrapasueños era llamado asabikeshiinh, que significa araña, por la disposición de sus cuerdas e hilos y por la leyenda que esconde este amuleto.
Los Ojibwa creían en la diosa Asibikaashi, una mujer araña que velaba y cuidaba los sueños de los niños de la tribu. Se creía que esta mujer araña tejía una fina red de araña sobre la cama y cunas de los durmientes para atrapar todos sus malos sueños y dejarlo descansar toda la noche. Cuando la tribu de los Ojibwa se dispersó por América del Norte, las abuelas y madres de la tribu necesitaron un objeto que cuidara de los niños como lo hacía la diosa araña. Comenzaron a tejer los atrapasueños que colocaban en las camas y cunas de los más pequeños de la tribu para proteger sus sueños, alejar las pesadillas y los malos pensamientos.

¿Por qué es tan popular el atrapasueños?
El atrapasueños, hoy en día sigue siendo un amuleto muy popular. Al contrario de lo que ocurrió con las tribus indias americanas, los atrapasueños han seguido perdurando a lo largo de los siglos, y han pasado de generación en generación.
La idea del atrapasueños se popularizó y se extendió mas allá de las fronteras de los pueblos indígenas de Norteamérica en los años 60. Los Objiwa comercializaron este amuleto, haciéndose muy popular en esta fecha y perdurando su popularidad hasta la actualidad. El resto de las tribus indígenas criticaron a los Objiwa por comercializar con su amuleto, símbolo de energía y descanso. 

¿Dónde colocar un atrapasueños?
El atrapasueños puede colocarse como elemento decorativo casi en cualquier parte de la casa. Sin embargo, este amuleto está pensado para salvaguardar nuestros sueños y alejar las malas vibraciones. Por eso, para que el atrapasueños sea útil, lo mas lógico es colocarlo en el dormitorio, cerca de la cama.
El atrapasueños debe colocarse siempre cerca del cabecero de la cama, normalmente colgado del techo. Además, debe tener una luz natural cerca para que los primeros rayos de sol lo iluminen, lo limpien y carguen de energía. Debemos colocar nuestro atrapasueños en un lugar donde la luz del sol lo ilumine por el día, cerca de una ventana del dormitorio.
Nunca debemos colocarlo a los pies de la cama, pues no tendrá efecto en nuestro sueño. Además, debemos conservarlo en perfecto estado, limpiarlo y cuidarlo para que funcione correctamente todas las noches.

Los atrapasueños tienen varias partes de las que hablamos anteriormente. Ahor

Círculo o aro: Representa el cosmos, los 4 puntos cardinales y la rueda curativa. Esto hace que el aro se divida en sectores que se distribuyen de la siguiente manera: En el norte aire, al sur agua, en el este fuego y en el oeste tierra.
Plumas: Es el principal símbolo de energía que tiene el atrapasueños. Dicen que cuenta con los mismos filamentos que tiene el aura del ser humano. Debido a esto, los chamanes la eligieron para filtrar los sueños buenos, usándolo como tatuajes de atrapasueños.
Cuentas, abalorios o semillas perforadas: Se usan según el gusto de cada persona, son la representación del poder individual. El consejo es elegir según la personalidad de quien lo utilice.