15,00 € 10,00 €

Este símbolo es uno de los más conocidos y difundidos por el mundo occidental y tiene un significado muy importante en las creencias de los egipcios; y como todos los símbolos egipcios que incluyen la figura de un lazo representan a lo ilimitado.

Es una cruz, con un ovalo en la parte alta, que la hace asemejarse a la cruz cristiana. Es uno de los símbolos más importantes del Egipto Milenario, porque además es un signo que ofrece mucha protección.

Su simbología representa a la “Vida”, o también “la vida eterna”.

La argolla superior representa la entrada del agua que inundaba el valle del Nilo y producía la fertilidad. A menudo se la representó en la mano de los faraones egipcios, en cuya coronación jugaba un importante papel.

Su simbología representa a la “Vida”, o “la vida eterna”. Se dice que representa al aire y al agua como elementos dadores de vida y se la ofrecía ante los labios de los reyes como símbolo de “Soplo de vida”. Era la llave de la vida y estaba considerado el amuleto más antiguo de esta civilización. Su símbolo combina los principios generadores del hombre (la línea recta) y de la mujer (el círculo) en el mismo diseño.

También se relaciona con la espiritualidad, ya que el símbolo consiste en un círculo sobre una cruz, es decir, el espíritu predominando sobre la materia.

Su imagen es similar a la cruz cristiana; únicamente varía la parte superior, que resenta una forma ovalada a modo de argolla o asa.

Los egipcios consideraban a esta cruz como el símbolo de la vida, y era uno de los principales atributos de la diosa Isis, que fue quien consiguió devolver la vida a su esposo y hermano Osiris. Aunque, en realidad, la mayoría de los dioses, en su calidad de inmortales, la llevaban.

Como amuleto, se le atribuiría la capacidad de atraer y conservar el aliento de la vida y las fuerzas vitales.

Incluye los siguientes minerales que hacen referencia a los 7 Chakras. Amatista, iolita, piedra luna, pero dotó (olivino), citrino, Carneola y granate. Medidas del colgante 40x20 cm